Blogia
golpes bajos

El embajador israelí comunica:

El embajador israelí comunica:

Desde el inicio de la operación ’Plomo fundido’ estamos siendo testigos de la organización de manifestaciones en España en contra de Israel. Hay que preguntar a las organizaciones convocantes y a los participantes por qué no salieron en el pasado para protestar por la agresión de Hamás, que durante años ha atacado indiscriminadamente con miles de cohetes y misiles a la población civil israelí. El silencio entonces ante los ataques a Israel y las movilizaciones hoy, son una muestra clara de doble moral y sesgo.

La pretensión de dar lecciones de moral a Israel no es coherente y carece de fundamento. Lamentablemente, en todas las guerras caen víctimas inocentes. Las operaciones de la OTAN en Yugoslavia hace una década o en Afganistán en el presente, han causado miles de víctimas inocentes. En ambos casos, existía –y existe– un amplio consenso europeo en cuanto a las intervenciones, aunque ni Yugoslavia ni Afganistán han puesto en duda el derecho a la existencia de Europa en la forma en la cual lo hace Hamás respecto a Israel. Apoyar las intervenciones de la OTAN pero atacar e incitar al odio contra Israel pone en evidencia un inaceptable y cínico doble rasero.

En la organización de algunas de las manifestaciones en España han participado personalidades del PSOE. En nuestro diálogo con el gobierno español hemos tenido la impresión de una verdadera preocupación ante la crisis y su deseo auténtico de contribuir a su solución. Está claro que los lemas de las manifestaciones anti-israelíes de estos días no parecen compatibles con los objetivos expresados por el gobierno.

El embajador de Israel me dedica -a mí entre otros, entre muchos- estas divinas palabras. Nos habla de doble rasero la canalla a la que el otro día oía decir en la radio que siente mucha tristeza cuando mueren civiles, que toda vida tiene valor. En ese punto al entrevistador se le olvidó preguntar que a cómo está la vida del palestino, si a cien a uno frente a la del judío israelí o a menos. Pero incluso sin pregunta la bazofia ésta vino a responder unos minutos después cuando puso en la balanza las cuatro víctimas israelíes de los cohetes de Hamás tras el fin de la tregua. Se le olvidó que las víctimas de los cohetes habían sido cinco, claro que una de ellas era un ciudadano árabe-israelí. De esos que valen, pero menos; aunque incluso ellos valen más que los palestinos de Gaza, que valen menos que los perros -que los perros isarelíes de dueño judío, quiero decir, claro.

Yo me pregunto, ¿qué hace este impresentable todavía en España? ¿A qué esperamos para echarle? Vergüenza me da tener que reconocer que la única nación que ha tenido en ésto un comportamiento decente es, que yo sepa, Venezuela, que ha expulsado al embajador sin pensarlo dos veces, y espero que no lo readmita hasta que el Estado Isarelí deje de comportarse como un canalla sanguinario con los pueblos vecinos que tiene a medio invadir (y a medio exterminar).

¡Moratinos, manda a los apologetas del genocidio de vuelta con los genocidas! ¡Y que no vuelva hasta que den muestras de un comportamiento digno de un ser humano!

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres