Blogia
golpes bajos

El balbuceo y el verdadero sentido

'Lightly men talk of saying what they mean. Often when he was teaching me to write in Greek the Fox would say, "Child, to say the very thing you really mean, the whole of it, nothing more or less than what you really mean; that's the whole art and joy of words." A glib saying. When the time comes to you at which you will be forced at last to utter the speech which has lain at the center of your soul for years, which you have, all that time, idiot-like, being saying over and over, you'll not talk about joy of words. I saw well why the gods do not talk to us openly, nor let us answer. Till that word can be dug out of us, why should they hear the babble that we think we mean? How can they meet us face to face till we have faces?' C.S. Lewis

 

Nos ha pasado a todos mil veces. Quiere uno decir algo importante que lleva dentro y no acierta a encontrar las palabras adecuadas. Las ideas y los sentimientos que uno quiere expresar son fuertes y claros, nítidos, en el corazón. Pero al pronunciarlos se convierten en un tartamudeo ininteligible e idiota.

Lewis va mucho más allá. Hay momentos en la vida en los que uno considera centrales unos principios, unos deseos y anhelos, y construye en torno a ellos y su consecución un proyecto vital. En la persecución de estos objetivos, y mediante los éxitos y fracasos alcanzados, va uno escribiendo las páginas de su existencia, y en mayor o menor medida da también algunas pinceladas -o brochazos- en las páginas de los demás, como ellos lo hacen en las nuestras. Pero también hay momentos en la vida en los que uno echa la vista atrás y hace repaso, y cae en la cuenta, con una mezcla de divertimento y nostalgia, pero muchas veces también con ciertas dósis de pesar y propósito de enmienda (nunca cumplido), de que aquellos motores que veía tan centrales en su día parecen hoy un balbuceo, no por interior menos idiota, sino más.

¿Llegaré, como la protagonista de la novela de Lewis, algún día a encontrar y ser capaz de articular esa palabra que se encierra en lo más hondo de mi ser? Tal vez sea ese el momento en que pueda mirar a los Dioses cara a cara.

 

 

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Rigel -

Encontrar aquí un texto "místico-trascendental" hace inevitable, por lo inesperado, que deje, en contra de lo que mal-aconstumbro, un comentario ...


En lo de escribir, yo he tenido rachas, pero creo que yo lo dejé aparcado un día, convencida de que con palabras es demasiado difícil transmitir exactamente lo que se siente o piensa, que siempre entran en juego muchas interpretaciones (que por otra parte es muchas veces lo más bonito, no?)...

El silencio, nuestros gestos o la mirada son (f2f) mucho más elocuentes que las más cuidadas palabras...
Yo me he descubierto muchas veces, deseando que con palabras se entendiese exactamente lo que hay mi interior…ni más ni menos que lo que quería expresar… Por otro lado, me he descubierto deseando que mi cabecita procesase correctamente y sin "giros rebuscados" lo que otros habían querido decir con sus palabras... ni siquiera tengo que irme a las conversaciones con Dios para que me pasase eso… ¡este fin de semana mismo, entre copa y copa, creo haber revivido la sensación!…
Luego siempre caigo en la cuenta de lo peligroso que sería si se cumpliese mi deseo... si de verdad no pudieses otorgar el beneficio de la duda a algunas de las frases que te "sueltan" en grandes momentos, o si no pudiésemos atribuir silencios al... "pobre, no ha sabido expresarse”!!En realidad no ha querido decir lo que me ha parecido entender….


Ains... mejor vuelvo al trabajo, y dejo los textos trascendentales para las entradas de tu blog.
No dejes que las críticas te desanimen para seguir escribiendo… es ciertamente la única forma de mejorar…
Beso!

(PD: se me ha colado una frikada: f2f:cara a cara…)

La U -

Pues entonces aprende a escirbir.
No, si ahora serás agnóstico, hay que joderse....

ricardo -

Dejaré el comentario de LaU sólo como ejemplo de a lo que me refiero en "Acerca de".

Y en serio, creo que no he conseguido expresar bien lo que quería decir, valga la redundancia. El post pretende tener un sentido trascendental, quizás místico. Habla de tener un verdadero rostro, con el que mirar a Dios cara a cara. Y de la dificultad de descubrir ese verdadero rostro en el tiempo que se nos ha dado. Que para mirar a Dios a los ojos, hay que estar desnudo, a la Søren.

Para expresarlo mejor, he cambiado la última frase del post, que originalmente era "Tal vez sea ese el momento en que los Dioses respondan a nuestras llamadas."

La U -

Una puta mierda, como diría alguien que yo me sé.
Y no mientas, que tú por dentro estás hueco; espera, o es arrogancia??

Jorj -

En primer lugar: ¿no es curioso que escribas de un modo que criticarías abiertamente por sentimentalista si lo oyeses, por ejemplo en la cafeta de la escuela?
Desde luego cada uno es producto de sus circunstancias, entre las que están quienes le rodean. Y sí estoy de acuerdo en que ciertas actitudes que nos marcamos como puntales en la vida se vuelvan ñoñas e insulsas con la edad. Supongo que hay dos precios que pagar. El primero por ser diferente teniendo valores demasiado joven; el segundo, el de los cojones que se necesitan para reconocer que se estaba equivocado.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres