Blogia
golpes bajos

Alas

Alas

Te echo de menos. Es tu voz, las ganas de escucharte, y de compartir tantas cosas contigo.

Pero es también la necesidad de verte, de contemplarte, de empapar mis ojos en ti. De oir tu risa clara y de beber tus lágrimas. De que hagas que mi corazón se detenga, por un momento interminable, con una sola mirada. Y de tocarte, oh dioses, de tocarte, de besar tu boca y cada hueco de tu piel. Quiero sentir de nuevo cómo tu sola presencia satura todos mis sentidos.

Así que, con tu permiso, voy a ir preparando mis alas y, cualquier día de éstos, me las pondré y volaré a tu lado.

(Publicado originalmente el 21 de Mayo de 2013)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres